La ciudad donde se librará el Armagedón según la Biblia


1 comentario, 9
La ciudad donde se librará el Armagedón según la Biblia

El Libro de Apocalipsis de la Biblia hace referencia a una batalla que supondrá el final de los tiempos. De acuerdo a las sagradas escrituras, esto se producirá en la ciudad de Megido, a 90 kilómetros de Jerusalén.

Megido es un asentamiento arqueológico que, aún en la actualidad, se sigue excavando en busca de secretos.

De acuerdo a la Biblia, será en esa ciudad donde Dios luchará contra las naciones del hombre. Existen muchas interpretaciones sobre estas profecías; algunos creen que será contra Israel y los judíos. Otros creen que serán contra las potencias mundiales.

La ciudad del Armagedón

El Libro del Apocalipsis predice que la última batalla entre las fuerzas del bien y del mal, esperada al final de todos los tiempos tendrá lugar en la ciudad de Megido. Imagen ilustrativa

Ya en el antiguo Egipto, Megido era mencionada en jeroglíficos y escritura cuneiforme. Uno de los registros que nos enseña cómo era esta ciudad, se encuentra en las «Cartas de Amarna».

Estos documentos, grabados en tablillas de arcilla y enviados a los estados vasallos de Siria, mencionan que Megido era una ciudad trascendental. Se ubicaba entre el Valle de Jezreel y, además, controlaba la ruta comercial entre Egipto, Europa y Mesopotomia.

Sectores ortodoxos de la religión creen que la batalla de Megido o el Armagedón está próximo. De hecho, se habla de señales que lo demuestran.

Una de estas son las resoluciones más recientes de la ONU en relación a los asentamientos israelíes en la zona de Cisjordania. El último mandato de Obama, la guerra de Siria o la persecución a cristianos en ciertos sectores del mundo.

Cada uno de estos sucesos son señales de que el Armagedón está cerca y Megido será el escenario principal.

Megido como yacimiento arqueológico

Megido Apocalipsis
En Megido se han encontrado restos de las grandes batallas que se libraron en esa ciudad. Crédito: עומר מרקובסקי/Wikimedia Commons

Cada año, miles de turistas visitan este yacimiento arqueológico, atraídos por la profecía.

Sin embargo, Megido tiene mucha más historia; estuvo habitado entre el año 7000 a.C. hasta el 300 a. C., y ha sido el escenario de más de 200 conflictos importantes.

Un ejemplo de ello fue la victoria del faraón Tutmosis III, a mediados del siglo XV a. C. en su lucha contra la coalición de ciudades cercanas a Megido. Esta guerra fue la que derivó en el control de gran parte del Mediterráneo oriental por parte de Egipto.

En la batalla de Megido del año 609 a. C., los ejércitos de Egipto resultaron vencedores. Crédito: Wikimedia Commons

También fue el lugar donde el Rey Josías de Judá perdió contra el faraón Necao II, a finales del siglo VII a. C. De hecho, hasta parte de la Primera Guerra Mundial, cuando el Ejército aliado del general Edmund Allenby luchó contra los Otomanos.

Además, es mencionado docenas de veces en la Biblia hebrea, textos antiguos y, obviamente, en el Nuevo Testamento. En todas ellas, como el escenario de la batalla final.

Es por eso que no sorprende que las excavaciones en el lugar hayan demostrado que la ciudad, en algún punto, fue amurallada.

Las estructuras más representativas del yacimiento se erigieron entre los siglos X y VIII a. C., según las diferentes teorías. Por ejemplo, para los judíos, fue el Rey David y Salomón quienes crearon el gran imperio en el siglo X a. C.

Después de la muerte de Salomón, Sisac, un rey egipcio, conquistó Megido. Este es conocido como el faraón Sheshonq.

También se encontraron los restos de la gran guerra civil que derivó en la separación de la ciudad y la creación de los dos reinos: Israel y Judá.

El fin de la ciudad

Crédito: Wikimedia Commons / Pixabay. Edición: Erick Sumoza

El fin de Megido coincide cronológicamente con el ascenso de los reyes asirios, quienes vencieron frente a Israel y Judá. Fueron los gobernantes de la región hasta que el Imperio persa los conquistó a mediados del siglo VI a. C.

A pesar de que los restos arqueológicos más recientes en la ciudad pertenecen a una época algo posterior, se sabe que, en tiempos de Alejandro Magno, Megido ya era una ciudad fantasma.

De hecho, de no ser por las expediciones arqueológicas a finales del siglo XIX, la «ciudad del Armagedón» hubiese desaparecido.

Los turistas que visitan la ciudad se encuentran con una elevación artificial, esto se debe a los restos de, al menos, 20 ciudades antiguas que se construyeron una encima de otra.

Megido, es el emplazamiento de una antigua ciudad del valle de Jezreel, situado en el norte de Israel. Crédito: Wikimedia Commons

Esto quiere decir que Megido ha sido testigo de muchos batallas. Los restos arquitectónicos lo demuestran.

Las excavaciones en Megido continúan y gracias a ellas, se han encontrado hallazgos arqueológicos tan sorprendentes como el «Gran Templo», del año 3.000 a. C. Sin embargo, su principal atractivo turístico sigue siendo la profecía del Armagedón.

Referencias: abc.es / History

 

Una publicación de Mystery Science. Todos los derechos reservados. – Está expresamente prohibida la redistribución y redifusión de este contenido sin previo consentimiento.


¿Te gusta? ¡Compártelo con tus amigos!

1 comentario, 9
Erick Sumoza

Escritor especializado en la investigación de ciencia, tecnología, teorías alternativas e historia oculta. Siempre trabajando por la verdad y en contra de la censura.

Un comentaro

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

  1. Como veo las religiones y los tiempos que vivimos puede que no sea tal mito el armagedon, la humanidad ha sido entrenada para dejar la razón a un lado cuando se le habla de Dios, palabras como revelaciones, poderes, milagros, dogmas nos «hacen» poner la razón a un lado.. sin embargo estamos en el siglo XXI, ya el hombre sube al espacio y no hemos encontrado ni a Dios ni a los angelitos, también queda claro que el infierno no es en la profundidad de la tierra. El día que se levantó un hombre para decir que la tierra gira alrededor del Sol y no lo pudieron negar, no lo pudieron quemar vivo, ese día debieron cerrar las iglesias, pero no, no las cerraron.la humanidad no se cuestiona el copia y pega de las religiones: clarividencia, poderes y milagros, revelaciones, huellas de visitas extraterrestres en diferentes culturas.. nadie se ha preguntado si realmente hubo trampa con los poderes, los milagros y la clarividencia.. y fue así esta regado por doquier. La huella más grande de ET en la época moderna fue el siglo pasado, hay que leer «Autobiografía de un yogui» ver el documental «Awake»: clarividencia, poderes, milagros, Dios, se hicieron demostraciones en USA.. la humanidad quedó ciega ante la palabra Dios, fuimos entrenados para este momento. Ahora le toca al equipo de Avi Loeb, del pueblo elegido descubrir la vuelta de ET.. estoy convencido que va a llegar con poderes mentales que no tiene y opcional un crucifijo en el pecho. lo que sigue después de un posible romance inicial va a ser eso: un ETarmagedon, no va a ser Jesús ni Dios quienes van a regresar.
    las religiones, los poderes y los milagros fueron para frenar las ciencias, la avanzada de ET que tenemos aquí nos tiene entretenidos con la carrera armamentística: la nueva religión: divididos, recursos, científicos y dinero en función de la guerra, no queda mucho para hacer ciencias. las armas que vamos a hacer son piedras al aire para una civilización que viaja por el universo.

    los científicos dicen: nos perdemos el 80 % del universo y lo llaman materia oscura.. nos estamos perdiendo casi el universo y estamos ocupados haciendo armas, eso a ET le va a encantar, quizás dedique un par de meses a hacernos historias de sus viajes por el universo o de como nos engañó con los poderes y los milagros.

    Saludos