Descubren asentamiento de dos millones de años de antigüedad en la Cuna de la Humanidad


Descubren asentamiento de dos millones de años de antigüedad en la Cuna de la Humanidad
Vista de la 'Garganta de Olduvai', un sitio que ha resultado invaluable para la comprensión de la evolución humana temprana. Crédito: CC BY 2.0 Noel Feans/Wikimedia Commons / Pixabay

Un equipo internacional de investigadores ha desenterrado el asentamiento más antiguo en la Garganta de Olduvai, en el Gran Valle del Rift (Tanzania), conocido como la Cuna de la Humanidad.

Uno de los sitios paleoantropológicos más importantes del mundo, ha permitido revelar un gran hallazgo: el descubrimiento del sitio arqueológico más antiguo hasta la fecha en la Garganta de Olduvai que demuestra que los primeros humanos utilizaron diversos hábitats en medio de cambios ecológicos durante un período de 200.000 años.

Investigadores de Canadá y Tanzania trabajaron con colegas de África, América del Norte y Europa, y descubrieron a lo largo de varias secuencias de sedimentos estratificados y horizontes volcánicos evidencia material que indica la presencia de homínidos en el desfiladero hace unos 2 millones de años.

El hallazgo

Entre los objetos recuperados destacan las herramientas de piedra más antiguas encontradas en Olduvai, con una antigüedad estimada en unos 2 millones de años. Junto con los utensilios fueron recuperados restos óseos de mamíferos (ganado y cerdos salvajes, hipopótamos, panteras, leones, hienas y primates), así como de reptiles y aves.

También examinaron trozos microscópicos de sílice dejados por las plantas, el polen antiguo y el carbón vegetal en el aire de los incendios naturales recuperados de los antiguos afloramientos de ríos y lagos en las llanuras del Serengeti.

Tras analizar la evidencia paleoarqueológica, los académicos han sugerido que el sitio fue ocupado de forma recurrente por cerca de 200.000 años, periodo en el cual se registraron cambios sensibles en el hábitat, así como en los sistemas fluviales y lacustres, lo que muestra complejas adaptaciones de comportamiento entre los primeros grupos humanos.

También puede interesarte: Hallan en Sudáfrica un lugar que pudo ser un ‘Edén’ prehistórico.

Estos hallazgos, indican que hace dos millones de años los primeros humanos tenían la capacidad y la tecnología necesarias para explotar de forma continua una variedad de hábitats cambiantes, lo que les permitió expandirse por nuevos ecosistemas a través del continente africano y fuera de él.

 

La Garganta de Olduvai, conocida como la Cuna de la Humanidad, fue incluida en la Lista del Patrimonio Mundial de la UNESCO en 1979 y ha sido de vital importancia para los investigadores para comprender la evolución de los homínidos, así como de los primeros grupos de humanos que habitaron nuestro planeta.

La investigación fue publicada en Nature Communications.


¿Te gusta? ¡Compártelo con tus amigos!

Andrea González

Editora de Mystery Science Net. Tengo predilección por la ciencia y los misterios que esta engloba. Gracias por tu visita.

0 comentarios

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *