Hallan un mineral nunca antes visto en la naturaleza, procedente de otro planeta


El Dr. Stuart Mills con un trozo del meteorito Wedderburn. Crédito: Justin MCManus

Un nuevo mineral nunca antes visto en la naturaleza, alojado dentro de un meteorito fue encontrado en una remota ciudad australiana.

En 1951, cerca de Wedderburn, en el centro de Victoria, fue descubierto un pequeño trozo de 210 gramos de meteorito de aspecto extraño que cayó del cielo.

Desde que fueron comprobados por primera vez sus orígenes espaciales, la roca negra y roja ha sido examinada por numerosos equipos de investigación, hasta el punto de que solo aproximadamente un tercio del ejemplar original permanece intacto; solo 71 gramos de la roca original se conservan dentro de las bóvedas de la colección geológica de los Museos Victoria de Australia.

Meteorito de Wedderburn. Crédito: CC BY 4.0 Museums Victoria

El meteorito está profundamente marcado por su viaje de más de un millón de años, y ciertamente se ve bien. El mineral que contiene ha sido bautizado como «edscottita», una forma rara de mineral de carburo de hierro nunca antes hallada en la naturaleza. Los expertos creen que este mineral probablemente se forjó en el núcleo fundido de un antiguo planeta destruido hace mucho tiempo.

El análisis

Un equipo de CalTech en los EE.UU. logró obtener una porción de la roca en 2018, para ver si contenía minerales raros.

Un mineral es una disposición de átomos en diferentes formas. El diamante, por ejemplo, es una disposición de átomos de carbono. El grafito en la punta de un lápiz también es de carbono, pero dispuesto en una estructura diferente.

Estudios anteriores habían demostrado que el meteorito contenía trazas de hierro y oro, además de minerales raros como kamacita, schreibersita, taenita y troilita.

También puede interesarte: Un asteroide de oro podría convertirnos en multimillonarios.

Dentro del meteorito en estudio, intercalado entre otras capas de minerales, los investigadores encontraron una delgada astilla de un nuevo material. Bajo un microscopio, se asemeja a pequeños cristales blancos. Esta forma de cristal es inusual en comparación con los otros dos minerales ricos en carbono, cohenita y haxonita, que se encuentran en meteoritos a base de hierro.

«Hemos descubierto entre 500.000 y 600.000 minerales en el laboratorio, pero menos de 6.000 fueron creados por la naturaleza sola», declaró el Dr. Stuart Mills, curador senior de geociencias de los Museos Victoria.

«Este meteorito tenía una gran cantidad de carbono. Y a medida que se enfriaba lentamente, el hierro y el carbono se unieron y formaron este mineral», añadió el Dr. Mills. «Eso habría sucedido en el espacio».

¿Qué le paso al planeta?

Hace mucho tiempo, este planeta podría haber sufrido algún tipo de colisión cósmica colosal y haber sido destruido. Sus fragmentos viajaron a través del tiempo y el espacio, explicó Geoffrey Bonning, un científico planetario de la Universidad Nacional de Australia.

«En algún momento, el planeta quedó destrozado. Probablemente fue golpeado por otro planeta o luna, o un gran asteroide, dice Bonning. Muchos planetas fueron creados y destruidos en los primeros días del sistema solar».

Los escombros de la colisión se esparcieron por el sistema solar, gran parte de los cuales terminaron en el cinturón de asteroides entre Marte y Júpiter. El meteorito Wedderburn dio vueltas por allí durante unos pocos millones de años, hasta que uno de esos trozos aterrizó por casualidad en la Tierra, a las afueras de Wedderburn.

Imagen referencial. Crédito: Pixabay

También puede interesarte: Confirman que una gema del pectoral de Tutankamón provino del impacto de un meteorito.

Gracias al nuevo análisis realizado por Chi Ma y Alan Rubin, geofísico de la Universidad de California (EE.UU.), el ‘edscottite’ ahora es reconocido oficialmente como mineral por la Asociación Internacional de Mineralogía.

Definitivamente, se han encontrado muchos meteoritos, pero un meteorito del núcleo de otro planeta es algo que no se ve todos los días.

Los hallazgos de la investigación han sido publicados en American Mineralogist.


Like it? Share with your friends!

Andrea González
Editora de Mystery Science Net. Tengo predilección por la ciencia y los misterios que esta engloba. Gracias por tu visita.

0 Comments

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Close