Los días eran más cortos hace 70 millones de años


La Tierra giraba más rápido hace 70 millones de años
Crédito: Adhemar M. Duro/ESO

Un nuevo estudio científico ha revelado que cuando los dinosaurios deambulaban por la Tierra, los días eran aproximadamente media hora más cortos de lo que son hoy.

Desde hace mucho tiempo, se sabe que la Tierra gira más lentamente cada año, gracias a la influencia gravitacional de la Luna. Como consecuencia de ello, los días se hacen más largos (aunque a veces no lo parezca).

Sin embargo, los científicos habían tenido problemas para calcular la tasa exacta de cambio durante millones de años… hasta ahora.

Gracias a la ayuda del caparazón de una almeja del Cretácico tardío, los geoquímicos han podido determinar que la duración de un día de dinosaurio fue media hora más corta de lo que es hoy.

Fósil de ‘rudist bivalves’ similar a la utilizada para el estudio. Crédito: Dominio Público

Hace 70 millones de años, la Tierra giraba 372 veces al año en comparación con los 365 actuales. Esto significa que un día duraba aproximadamente 23,5 horas.

La investigación

Los científicos analizaron un molusco llamado Torreites sanchezi, del Museo de Historia Natural de Maastricht. El espécimen vivió durante más de nueve años en un fondo marino poco profundo en los trópicos, un lugar que ahora es tierra firme en las montañas de Omán.

Mediante el uso de láseres, tomaron muestras pequeñas de la concha del molusco y contaron los anillos de crecimiento.

El Dr. Niels de Winter de la Vrije Universiteit Brussels (Bélgica), pudo contar los incrementos de 40 micrómetros de ancho (0.0016 pulgadas) con mucha mayor precisión que los microscopios y lo sometió a una variedad de técnicas de análisis, que incluyen espectrometría de masas, microscopía, análisis de isótopos estables y fluorescencia de rayos X.

El análisis detallado reveló cómo la química de la almeja cambió a lo largo del año. Al contar los anillos de cada año, tanto visual como químicamente. Si hicieras eso hoy, obtendrías 365 anillos por año, pero en cambio, obtuvieron 372.

Esto significa que De Winter calculó 372 días entre picos estacionales hace 70 millones de años. Además, se pudo detectar detalles sin precedentes sobre cómo vivía la almeja y las condiciones del agua en que vivía, hasta una fracción de día.

«Tenemos entre cuatro y cinco puntos de datos por día, y esto es algo que casi nunca se obtiene en la historia geológica», dijo De Winter en un comunicado.

Patrón rápido de crecimiento

Al observar la composición del caparazón y cómo está en capas, los investigadores observaron que la almeja cambió mucho durante el transcurso de un día, y menos a lo largo de las estaciones.

La Tierra giraba más rápido hace 70 millones de años
Gráfico que muestra el crecimiento a lo largo del tiempo, según los círculos diarios: observaciones microscópicas de láminas de caparazón y agrupación. Crédito: Niels de Winter

Durante el día, la almeja creció más rápido que durante la noche. Estos hallazgos sugieren que el antiguo molusco se alimentaba de la luz solar y filtraba nutrientes a través del agua, como una almeja moderna.

«Es probable que esta simbiosis con algas fotosintéticas sea lo que les permitió crecer tan rápido y ser tan sensibles al ciclo día-noche», dijo De Winter.

El estudio también encontró evidencia que corrobora que los moluscos albergaban simbiontes fotosintéticos que utilizaban los nutrientes entregados durante el día para crecer, como lo hacen las almejas gigantes en la actualidad.

Esto puede haber impulsado la construcción de arrecifes en la escala de los corales modernos.

Aunque la especie de molusco que se estudió desapareció en el mismo evento de extinción que mató a los dinosaurios no aviares hace 66 millones de años, el análisis de uno de sus fósiles permitió sacar conclusiones sin precedentes.

El descubrimiento ha sido publicado en la revista Paleoceanography and Paleoclimatology.

 

 

E L A R T Í C U L O H A S I D O P L A G I A D O P O R M A E S T R O V I E J O.ES, S A L G A I N M E D I A T A M E N T E D E E S T A W E B. P U E D E L E E R E L A R T Í C U L O O R I G I N A L E N Mystery Science . net
E L A R T Í C U L O H A S I D O P L A G I A D O P O R M A E S T R O V I E J O.ES, S A L G A I N M E D I A T A M E N T E D E E S T A W E B. P U E D E L E E R E L A R T Í C U L O O R I G I N A L E N Mystery Science . net

Like it? Share with your friends!

Andrea González
Editora de Mystery Science Net. Tengo predilección por la ciencia y los misterios que esta engloba. Gracias por tu visita.

0 Comments

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *