Enorme disco de hielo giratorio aparece en Maine, EE.UU.


Crédito: Ciudad de Westbrook / Facebook

Un enorme disco de hielo giratorio en forma de OVNI se ha formado en el río Presumpscot en la ciudad de Westbrook, Maine, desconcertando a los habitantes del lugar, quienes llegaron a pensar que se trataba de una zona de aterrizaje helada para extraterrestres o una señal inminente del apocalipsis.

Sin embargo, según los expertos, es solo un ejemplo fabulosamente fotogénico de un fenómeno natural raro. Y la explicación es bastante sencilla: ocurre cuando cuando gran cantidad de aguanieve se congela en un remolino o un trozo de hielo se desprende de otro y comienza a girar. A medida que gira, golpea las rocas y el agua, los lados se cortan.

El objeto es particularmente grande, se extiende alrededor de 100 metros (300 pies) de ancho. Según el New York Times, solo uno o dos se reportan al año en los EE.UU., Y por lo general, son comparativamente diminutos con un tamaño de 6-9 metros (20-30 pies).

«Podría ser un tamaño récord mundial», dijo el Dr. Kenneth Libbrecht, profesor de física en el Instituto de Tecnología de California.

El disco perfectamente redondo está girando en sentido contrario a las agujas del reloj a un ritmo similar al de una caminata rápida, según los lugareños. El disco apareció en el río el lunes continúa creciendo en grosor.

Crédito: Doug Bertlesman / Portland Press Herald / YouTube

No es el primero en aparecer

Como Science Alert señala, la confusión de cómo se forman estos discos se remonta a por lo menos el siglo 19, con uno de los primeros avistamientos reportados que data de 1895, cuando un lector escribió en Scientific American haber descubierto una «torta de hielo giratoria» en el rio Mianus, Nueva York.

Desde entonces, la explicación convencional de la inusual rotación, es el movimiento en remolino del río, que mantiene las formaciones de hielo en los ríos frígidos en un estado de giro perpetuo.

En 2016, un grupo de científicos quiso probar la formación de estos discos, al recrear los discos giratorios en condiciones de laboratorio y descubrieron que algo más estaba sucediendo. Se dieron cuenta de que si los remolinos eran los únicos responsables, entonces los discos más pequeños deberían rotar a una velocidad mayor que los más grandes; solo que no todos parecen girar a la misma velocidad.

También encontraron que los discos en agua sin gas comenzaron a girar. Resulta que, a medida que el agua se derrite del disco, fluye hacia abajo por debajo del centro del disco, creando un pequeño vórtice que hace que el hielo sólido gire.

También puede interesarte: Descubren una cueva enorme nunca antes vista por humanos.

Por ahora, la ciudad de Westbrook está explotando activamente las oportunidades de turismo que ofrece el interés en este espectáculo, al menos mientras dure.

 


Like it? Share with your friends!

Andrea González
Editora de Mystery Science Net. Tengo predilección por la ciencia y los misterios que esta engloba. Gracias por tu visita.

0 Comments

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Close