Científicos hallan un nuevo ‘escudo protector’ que estimula la reparación de los tejidos


Científicos hallan un 'escudo protector' que impulsa la reparación de los tejidos
Crédito: mokaná.com

Un equipo de científicos ha descubierto una forma de manipular la respuesta inmune de nuestro cuerpo para impulsar la reparación de tejidos… Un escudo protector adicional, que inmuniza a los tejidos contra las acciones del proceso inflamatorio.

 

E L A R T Í C U L O H A S I D O P L A G I A D O P O R M A E S T R O V I E J O.ES, S A L G A I N M E D I A T A M E N T E D E E S T A W E B. P U E D E L E E R E L A R T Í C U L O O R I G I N A L E N Mystery Science . net
E L A R T Í C U L O H A S I D O P L A G I A D O P O R M A E S T R O V I E J O.ES, S A L G A I N M E D I A T A M E N T E D E E S T A W E B. P U E D E L E E R E L A R T Í C U L O O R I G I N A L E N Mystery Science . net

Científicos de la Escuela de Bioquímica de la Universidad de Bristol, Reino Unido, utilizaron técnicas de manipulación de imágenes genéticas y de lapso de tiempo in vivo para mapear las identidades exactas de estas vías protectoras e identificaron cómo estimular este proceso en tejidos sin tratamiento previo.

Los hallazgos, revelan una nueva red de factores protectores para proteger las células contra el daño. Este descubrimiento, podría beneficiar significativamente a los pacientes sometidos a cirugía al acelerar los tiempos de recuperación y reducir el riesgo de complicaciones.

Nuestra protección contra el daño

Cuando se daña un tejido (ya sea accidentalmente o mediante cirugía), el cuerpo recluta rápidamente células inmunes al sitio de la lesión donde luchan contra la infección al envolver y matar a los patógenos invasores, a través de la liberación de factores tóxicos (como moléculas inestables que contienen oxígeno conocido como «especies reactivas de oxígeno», por ejemplo, peróxidos).

Sin embargo, estos productos bactericidas también son altamente tóxicos para el tejido huésped y pueden interrumpir el proceso de reparación. Para contrarrestar estos efectos nocivos, el tejido reparador activa una poderosa ‘maquinaria de protección’ para salvaguardarse del daño.

Los investigadores que estudian la reparación de tejidos, han mapeado las identidades exactas de estas vías protectoras e identificado cómo estimular este proceso en tejidos ingenuos.

«En individuos sanos, los tejidos lesionados normalmente se reparan rápidamente después del daño. Dentro de una cicatrización de la herida cutánea, se activa una respuesta al estrés que recluta células inflamatorias que a su vez liberan una multitud de factores bactericidas, incluidas las especies reactivas de oxígeno (ROS), para eliminar los patógenos invasores», explicó la Dra. Helen Weavers, líder del estudio.

El ejemplo de las moscas

Para el estudio, los investigadores utilizaron moscas de la fruta «para observar la reparación de la herida en directo» mientras seguían el comportamiento de las células inmunes reclutadas.

Herida en una mosca en la que se ha activado la inflamación
Imagen tomada al microscopio de una herida en una mosca, en la que se ha activado la inflamación. Crédito: Helen Weavers

Al hacerlo, descubrieron una red de vías protectoras que protegen los tejidos del daño inflamatorio y hacen que la reparación de los tejidos sea más resistente al estrés. «Demostramos que la activación ectópica de estas vías mejoró aún más la protección del tejido, mientras que su inhibición condujo a retrasos significativos en el cierre de la herida», dijo Weavers.

El descubrimiento permitirá ayudar a proteger los tejidos de nuestro cuerpo del estrés, tanto en sitios de heridas como en otros órganos vulnerables que a menudo están expuestos a factores estresantes similares.

También puede interesarte: Científicos combinarán ADN de tardígrados con células humanas para una mayor resistencia a los viajes espaciales.

«Ya que encontramos que la protección la maquinaria se activa por las mismas vías que también inician la respuesta inflamatoria, creemos que la maquinaria de resistencia ha evolucionado como un mecanismo a prueba de fallas para la protección del tejido cada vez que se activa la inflamación», explicó Weavers.

La investigación ha sido publicada en Current Biology.

 

 

E L A R T Í C U L O H A S I D O P L A G I A D O P O R M A E S T R O V I E J O.ES, S A L G A I N M E D I A T A M E N T E D E E S T A W E B. P U E D E L E E R E L A R T Í C U L O O R I G I N A L E N Mystery Science . net
E L A R T Í C U L O H A S I D O P L A G I A D O P O R M A E S T R O V I E J O.ES, S A L G A I N M E D I A T A M E N T E D E E S T A W E B. P U E D E L E E R E L A R T Í C U L O O R I G I N A L E N Mystery Science . net

Like it? Share with your friends!

Andrea González
Editora de Mystery Science Net. Tengo predilección por la ciencia y los misterios que esta engloba. Gracias por tu visita.

0 Comments

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *