Fallecen temporalmente pero no ven “la luz al final del túnel”

0
Al parecer no todas las personas experimentan buenas situaciones cuando han fallecido temporalmente.

Los reportes sobre la vida después de la muerte no son infrecuentes ni de los pacientes que han dejado de respirar en las salas de operaciones ni de los que se han salvado después de un accidente grave en la carretera, antes de que los médicos los devuelvan del borde de la muerte. Sin embargo algunas personas al fallecer temporalmente solo perciben desesperación, horror, ira e infinita soledad.

Pocos informes de una vida después de la muerte pueden haber sido tan terriblemente desconcertantes e incluso terroríficos.

Un usuario de Reddit con el nombre de r00tdude dio su versión de lo que dice que es estar muerto, DOS VECES, y para cualquiera que esté esperando un paraíso celestial, dice, será terriblemente decepcionado.

Su primera “muerte” se produjo como resultado de un accidente de motocicleta en el que murió durante dos minutos porque «su cuerpo se desconectó del dolor y los daños físicos en él. Sin pulso, sin respiración y sin conciencia».

El segundo, dijo, fue porque «sufría un dolor agonizante después de la cirugía, así que recibí muchos analgésicos. El dolor, junto con una inmensa cantidad de analgésicos, hizo que mi pulso se redujera y mi sistema respiratorio solo se apagó».

En la experiencia de estar muerto, según describió: Fue escalofriante: «fue solo un vacío negro. Sin pensamientos, sin conciencia, nada».

“Las dos veces solo ‘no estaba’. Era todo negro. Lo describiría como cuando tomas una siesta. Una siesta corta sin ningún sueño, te despiertas y sientes que has estado durmiendo durante mucho tiempo, cuando en realidad solo han pasado unos 15 minutos”.

Sin embargo, fue interrogado sobre si era “simplemente negro” o si había experimentado una pérdida de memoria.

Pero él respondió con certeza: «Definitivamente no era solo una brecha. Al igual que una siesta sin sueños, no solo te despiertas y sientes que el tiempo acaba de avanzar».

«Así que sí y no. Experimenté algo, y ese algo era… la nada».

Una persona que solo usa el nombre de Emmanuel afirmó: “No hubo dolor, solo oscuridad, vulnerabilidad extrema, fragilidad y nada más. Ni siquiera era repugnante o aterrador.

Un vacío escalofriante parece ser un tema recurrente en torno a muchos que han fallecido temporalmente, y parece que para muchos no existe nada extraordinario en el más allá.

Terrance Smith narró su experiencia: «No hay luz brillante. Jesús no apareció a través de la niebla». «Solo infinita tristeza y vacío». Después de un tiempo en cuidados intensivos, la vida volvió a mí».

Agregó: «Después de unos minutos [de estar clínicamente muerto], vi a mi primo que se estacionó frente a mí y me dijo: ‘Deanne, vuelve’.

«No me han llamado Deanne desde que era un niño. Cuando me di la vuelta para ver qué quería decir con ‘vuelve’, estaba siendo reanimado en la cama del hospital».

 

Por: Andrea González para MysteryScience.net

¿Te gustó este artículo? ¡Dale a compartir!

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here