Júpiter alberga el campo magnético más poderoso de todos los planetas de nuestro sistema solar, casi 20,000 veces más fuerte que el de la Tierra. La sonda espacial Juno ha desafiado ese campo magnético durante los acercamientos cercanos al planeta, revelando una sorprendente asimetría entre los hemisferios norte y sur que podría dar una idea de lo que sucede dentro del gigante gaseoso.

Los autores de esta investigación, dirigidos por Kimberly Moore, de la Universidad de Harvard, escribieron: «Encontramos que el campo magnético de Júpiter es diferente de todos los demás campos magnéticos planetarios conocidos».

Moore y su equipo de investigadores, tomaron más de las 2.000 mediciones del campo magnético joviano para elaborar un mapa en el que se detalla este, gracias al cálculo de su extensión a lo largo de 10.000 kilómetros por debajo de las nubes.

Diferencias

Al mapear el campo magnético de un planeta, es común usar líneas de color para mostrar el flujo magnético; al hacerlo con la Tierra, se representa su campo magnético como líneas que emanan hacia afuera desde el polo norte y luego vuelven al polo sur. El resultado se asemeja a un imán de barra gigante.

Campo magnético de Júpiter desconcierta a los científicos
Una ilustración de un campo magnético estándar en Júpiter, con líneas de campo magnético que se extienden desde cerca de su polo norte hasta su polo sur. Nuevas mediciones de la nave espacial Juno de la NASA sugieren que el campo es mucho más complicado que esto. Crédito: NASA/JPL/SWRI

Pero según los investigadores, las cosas son diferentes con Júpiter. Si bien tiene líneas de flujo que emanan de su polo norte, también tiene dos puntos de retorno, en lugar de solo uno: uno se encuentra cerca de su polo sur y el otro cerca de su ecuador. Además, en la Tierra, las partes del campo magnético no favorecen ninguno de los polos, y en su lugar se separan entre los dos. Con Júpiter, los mismos tipos de campos magnéticos están casi todos en el hemisferio norte.

También está la cuestión de cómo se generan los campos magnéticos. Se cree que el campo magnético de la Tierra es generado por su dínamo interno, el batido de fluidos eléctricamente conductores en el núcleo. Pero considera que Júpiter está hecho de helio e hidrógeno, que no son muy conductores. Esto ha llevado a teorías que sugieren que la gran presión ejercida dentro del planeta resultó en la formación de hidrógeno metálico líquido , que, como su nombre lo indica, se comporta de manera muy parecida a un metal.

También puede interesarte: Estudio resuelve el misterio de por qué Júpiter tiene franjas de colores.

Hasta el momento, no hay datos que puedan explicar el campo magnético impar de Júpiter, pero sugieren que probablemente tenga algo que ver con la estructura interna única del planeta.

El artículo ha sido publicado en la revista Nature.

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here